CROACIA (en construcción)

Croacia, oficialmente República de Croacia (en croata: Republika Hrvatska Acerca de este sonido escuchar (?·i), Hrvatska AFI: [xř̩.ʋaː.ʦkaː]), es una república democrática parlamentaria, miembro de la Unión Europea desde el 1 de julio de 2012, ubicada entre Europa Central, Europa meridional y el mar Mediterráneo; limita al noreste con Hungría, al este con Serbia, al sureste con Bosnia-Herzegovina y Montenegro, al noroeste con Eslovenia y al suroeste con el mar Adriático; donde comparte una frontera marítima con Italia.

El país tiene una superficie de 56.744 Km2 y en 2014 (1 de enero) disponía de una población de 4.246.809 habitantes, con una densidad de 74,8 habs./km2.

Geografía física

Esta república se encorva como un bumerán desde las llanuras de Panonia en Eslavonia, a través del centro montañoso, hasta llegar a la península de Istria y la accidentada costa adriática, en la región de Dalmacia. En el extremo meridional de la costa de la Dalmacia, se encuentran las ciudades más importantes de esta región, Zadar (Zara), Sibenik (Sebenico), y el puerto más grande de Dalmacia, Split (Spalato), luego con la ciudad de Dubrovnik (Ragusa), está separado del resto del país por un saliente de Bosnia-Herzegovina, llamado Neum. Esta localidad constituye el acceso al mar que el Presidente Tito otorgara a Bosnia-Herzegovina.

El principal atractivo turístico del país es su línea costera, de 1.778 km (5.790 km si se incluyen las 1.185 islas, de las que sólo 66 están habitadas. Croacia cuenta con siete parques naturales, entre ellos: el Parque Nacional de Risnjak, el de Paklenica y el de Plitvice, que tienen numerosos animales en peligro de extinción, como linces o buitres leonados.

Por lo que hace al clima, este es variado: mediterráneo en la costa adriática, continental en el interior. Las soleadas zonas costeras ofrecen veranos cálidos y secos e inviernos suaves y lluviosos, protegidas por las montañas altas de la costa que impiden la llegada de los fríos vientos del norte. En Zagreb, las temperaturas medias alcanzan los 27 °C en julio y descienden hasta los 2 °C en enero. En Eslavonia y las montañas nieva en invierno y llueve ocasionalmente en verano. (Wikipedia)

Organización territorial

La República de Croacia está organizada administrativamente en  veinte condados y tradicionalmente dividida en cuatro regiones históricas y culturales: Istria (color verde), CHistorical regions of Croatiaroacia propiamente dicha (color rojo), Dalmacia (color azul) y Eslavonia (color violeta); de estas sólo Eslavonia no tiene contacto con el mar Mediterráneo.

Croacia (HR) está incluída en la Nomenclatura de  Unidades Territorales para Estadísticas (NUTS) de la Unión Europea. La NUTS de Croacia fue creada durante el Acceso de Croacia a la Unión Europea Acceso de Croacia a la Unión Europea el 1 de julio de 2013 y previamente codificada por la Oficina Croata de Estadística en 2007. Las regiones fueron finalmente revisadas en 2012.

Los tres niveles NUTS son los siguientes:

NUTS of Croatia (2013)

NUTS-1: Croacia

  • NUTS-2: 2 Regiones (no administrativas), que comprenden la región HR03 Croacia Adriática, en azul, y la región HR04 Croacia Continental, en naranja.
  • NUTS-3: 21 Condados (administrativas)

 

Historia

Los primeros pueblos de los que se tiene constancia que habitaron el territorio de Croacia fueron los ilirios, un pueblo indoeuropeo procedente de los Balcanes, y los griegos hacia los siglos II y I a.d.c. Los Romanos conquistaron Istria en el año 177 a.d.c., creando la colonia de Illyricum que penetrará hasta el rio Sava, siendo las ciudades de Zadar, Porec, Pola y Split algunos de sus centros neurálgicos.

Con la disgregación del Imperio Romano los ostrogodos y los bizantinos dominan la zona. Los croatas que anteriormente habían tenido que emigrar a la actual Galitzia continuarán con su estirpe en el siglo VIII combatiendo contra las tribus eslavas, ávaras e iranias con ayuda de Bizancio que se convertirá en su aliado. El pueblo croata conseguirá reestablecerse en su territorio, entre otras cosas, por su dominio del mar y su numerosa caballería.

En 1102 se produce la unión con el entonces reino de Hungría, aceptando al nuevo rey húngaro pero conservando la independencia política. Posteriormente, en el S. XVI, tras ser invadidos por los otomanos, y con la caída del rey Ludovik II, desde el parlamento croata se solicita a los Habsburgos que asuman el poder, siendo Fernando I, rey. El país quedará así partido en dos, una parte bajo el yugo del Imperio Otomano y la otra bajo los Habsburgo. Posteriormente, en 1699, los turcos devolverán a los croatas las zonas ocupadas.

A principios del S. XVIII los croatas se encuentran bajo el control húngaro excepto la región de Dalmacia que estará dominada por Venecia. Algo más tarde, mediante el tratado de Campoformio en 1797, Dalmacia queda bajo la administración de los austriacos, cambiando de mano esta región posteriormente en diferentes momentos históricos.

En 1881 Croacia se fusiona con Eslovenia. Más tarde, ante la caída del Imperio Austro-Húngaro en 1918, Croacia quedará incluida, contra su voluntad, en el Reino de los Serbios, Croatas y Eslovenos.  Este reino se convertirá en una dictadura a manos de Alejandro Karadjorjevic, que renombrará el país como Yugoslavia. Aquí se inicia una larga lucha de los croatas contra el régimen de origen serbio que intenta que los croatas pierdan su sentido nacional.

Durante la II Guerra Mundial, Yugoslavia será invadida por otras potencias y los croatas aprovecharán nla situació de caos para proclamar su autonomía en 1939. Ya con las tropas italianas y alemanas situadas en el país proclamarán su independencia  en abril de 1941, gobernado duernate este período Ante Pavelic, que radicaliza su lucha para que perdure la tan ansiada independencia.

Tras la II Guerra Mundial, con la derrota de las fuerzas del eje, se proclamará la Federación Yugoslava, convirtiéndose Croacia en una de sus seis repúblicas. Será Josip Broz, Tito, quién se erija como líder del Partido Comunista Yugoslavo, gobernando bajo un sistema socialista pero al margen de las directrices rusas de Stalin. Durante este perído habrá purgas y ejecuciones de la población.

Con la muerte de Tito en 1980 los dirigentes serbios intentarán obtener el poder sobre la Federación Yugoslava, suprimiendo la autonomía de Kosovo y levantándose en armas contra Croacia, Eslovenia y Bosnia-Herzegovina.

Croacia conseguirá de nuevo su independencia en 1991 tras las primeras elecciones democráticas de 1990, que gana el partido de centroderecha HSZ, cuyo líder es Franjo Tudjman, que utiliza el nacionalismo para gobernar el país. Los serbios que se ubican en la zona de Krajina, en Croacia, no secundan esta política y constituyen una república autónoma que no es reconocida. Comienzan entonces una serie de invasiones del territorio croata al mando de las tropas serbias y del ejército popular yugoslavo, con el asedio de Vukovar y Dubrovnik que serán bombardeadas sin piedad por los serbios y montenegrinos. Durante ese año morirán aproximadamente unos 10.000 ciudadanos croatas. En 1992 la Croacia recibe el reconocimiento como nación por la Unión europea y se declara el alto el fuego promovido por la ONU.

Tras cuatro años de destrucción y asedio el gobierno de Tudjman logra echar a las tropas serbias y se consigue anexionar a Krajina con Croacia. En ese mismo año, 1995, se ratifican los Acuerdos de Dayton en París, iniciándose un éxodo masivo de civiles serbios con destino a Serbia por posibles represalias.

Tras la muerte del presidente Tudjman en 1999, se convocan elecciones y gana el partido de centro izquierda que intentará acercarse a la Unión Europea, pero es en 2003 cuando solicitará su entrada oficialmente. Las negociaciones comienzan en 2005, con el HDZ en el gobierno y el presidente Tjepan Mesic a la cabeza, quedando oficialmente concluidas el 30 de junio de 2011. La firma del tratado de adhesión se produce en Bruselas el 9 de diciembre de 2011, tratado que fue sometido a ratificación mediante referéndum el 22 de enero de 2012. La adhesión de Croacia a la UE como miembro pleno se produjo el 1 de julio de 2013.

Después de Eslovenia, Croacia es la que mejor se ha recuperado de la disolución de Yugoslavia y es la segunda ex-república yugoslava en ser miembro de la UE. Tiene una economía de mercado estable y se encuentra por delante de estados miembros de la UE como Polonia, Bulgaria y Rumanía en lo que se refiere al PIB per cápita.

La adhesión de Croacia ha exigido la consolidación institucional del país, una reforma electoral, incremento de los fondos para la  Corte Constitucional y el Defensor del Pueblo, así como mejoras en la regulación de los derechos de las minorías y el retorno e integración de refugiados. Todos estos avances y mejoras permitieron el cierre de la Misión de Croacia de la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa a finales de 2007. (Wikipedia)

Gastronomía